Valls reclama celeridad con los accesos al puerto

Valls reclama celeridad con los accesos al puerto

El presidente de la Cambra de Comerç de Barcelona, Miquel Valls, ha anunciado que se sentará con el conseller de Política Territorial, Joaquim Nadal, para reclamarle urgencia en la mejora de los accesos viarios y ferroviarios al puerto de la ciudad, con el objetivo de que no decaiga la tedencia alcista en las exportaciones.

Una de las razones de esta reclamación es que Barcelona se ha convertido en la primera área exportadora de Catalunya.

Gracias a un crecimiento del 9,4% hasta el tercer trimestre de 2007, el país ha podido superar el bache de la desaceleración económica y realizar el 27,8% de las exportaciones españolas hasta finales de octubre.

Estos datos representan un hecho excepcional en que el crecimiento de las exportaciones de bienes supera por vez primera el de las importaciones, lo que supone que la “actividad de exportación de Catalunya se ha consolidado y mejorado”, aseguró Valls, ocupando el lugar 21 en el ranking de países exportadores. La positividad del presidente de la cámara la justifica al mismo al situar estos datos “en el marco de un euro fuerte que hace más dificil y más importante este crecimiento”.

Otro de los datos destacados de este crecimiento es el hecho de que dos terceras partes de estas exportaciones son de servicios (instalaciones, componentes, arquitectos, ingenieros), mientras que se reducen los bienes.

Miquel Valls dio a conocer estas cifras ayer, tras presentar el nuevo Pla d’Acció Internacional 2008 (PAI), en la sede de la Cambra. Su presidente se mostró satisfecho de informar que es la primera vez que esta planificación se ha realizado de manera conjunta y coordinada con el resto de cámaras de comercio, de manera que actuarán como un operador único para impulsar la entrada de las empresas catalanas en los mercados exteriores.

El PAI para este año contará con un presupuesto de 20 millones de euros, de los cuales la cámara barcelonesa ha aportado 14. El objetivo de este proyecto, anunció Valls, es “aumentar su capacidad de interlocución y representación frente las administraciones públicas.

Este plan quiere impulsar la internacionalización de las empresas catalanas, pero dinamizando el sector y cambiando el patrón. En materia de bienes Valls recomienda apostar por productos de alto valor tecnológico (al contrario del de ahora) y apostar más por servicios no tan turístico sino de instalaciones.

El PAI 2008 quiere que, como viendo siendo habitual, se reduzcan las exportaciones a los países de la zona euro y las empresas se centren en los países emergentes.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.