El fabricante chino Chery se plantea su instalación en Catalunya

El fabricante chino Chery se plantea su instalación en Catalunya

La instalación en Catalunya de una planta automovilística del fabricante chino Chery sería una excelente oportunidad para que los puertos de Barcelona y Tarragona no sólo aumenten su tráfico de coches, sino para que refuercen su papel de hubs distribuidores de este tipo de mercancía en Europa, Oriente Medio y el norte de África. Por ello, si Chery construye su planta en Catalunya, lo que parece más que probable, ambos puertos deberán afinar sus estrategias para mostrarse atractivos ante la compañía china.

Dos son las localidades tarraconenses que optarían a acoger la planta de Chery, Vila-rodona y l’Espluga de Francolí, ambas situadas cerca del Puerto de Tarragona, mientras que la candidata por Barcelona es Abrera, donde ya hay un importante polo industrial del sector automovilístico favorecido por la presencia de Seat en las inmediaciones.

La llegada de Chery a Catalunya supondría no sólo tener su planta de producción para Europa, Oriente Medio y norte de África, sino también la sede y las instalaciones de distribución y logística de la empresa.

Tarragona, bien posicionado
Todo ello constituye “una excelente noticia”, declaró ayer el presidente del Puerto de Tarragona, Josep Anton Burgasé, quien se mostró convencido, además, de que la candidatura de este puerto para ser centro de distribución de Chery tiene muchas posibilidades. “Tenemos unas magníficas instalaciones y, sinceramente, creo que a día de hoy el Puerto de Tarragona tiene más opciones que ninguno”.

Sin embargo, Burgasé no quiere lanzar las campanas al vuelo y recuerda que “es pronto todavía para hablar de esto”. “Ahora –añade el presidente del Puerto de Tarragona– lo que hay que hacer es trabajar para conseguir que Chery realice esta inversión en las comarcas de Tarragona”.

Si la planta de la compañía china se instalara finalmente en Vila-rodona o l’Espluga de Francolí, Tarragona sería, sin duda, la puerta de entrada y salida natural de estos coches. Pero, además, el puerto cuenta con otro as en la manga. La empresa que se encargará de gestionar la entrada de Chery en el mercado español y la distribución de sus coches, así como de otras firmas de automoción chinas, es el grupo Bergé, que tiene una terminal de vehículos en el puerto tarraconense.

Barcelona, también
Pero el Puerto de Barcelona también quiere aprovechar esta excelente oportunidad que llega desde Asia. Prueba de ello es la visita que hicieron directivos de Chery hace unas semanas al enclave para conocer sus instalaciones de movimiento de vehículos nuevos.

Además, Barcelona está realizando una intensa promoción en China, como se ha podido observar durante esta semana, en la que el puerto de la capital catalana ha tenido un activo papel en la Exposición de Shanghai. Y es que “Barcelona y su área se quieren posicionar como la base logística industrial privilegiada para la entrada de China en Europa y para poder desarrollar estrategias en todo el Mediterráneo”, aseguró ayer en Shanghai el alcalde de la capital catalana, Jordi Hereu, durante el la celebración del Día de Barcelona en la exposición universal.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.