Cómo enviar una vacuna a -80 ºC y otros obstáculos en la lucha contra el virus

Cómo enviar una vacuna a -80 ºC y otros obstáculos en la lucha contra el virus

Conclusiones extraídas del documento técnico realizado por DHL y McKinsey & Company sobre cómo asegurar una cadena de suministro estable para vacunas y productos médicos durante el COVID-19.

Desarrollar una vacuna eficaz es el primer paso. Luego viene la cuestión de cómo hacer llegar cientos de millones de dosis que pueden necesitar mantenerse a temperaturas árticas. Este es el nuevo reto que enfrenta la logística a nivel global y, en ningún caso, tiene una solución sencilla.

Poner fin a la pandemia supondrá una suma de factores imprescindibles. Al desarrollo de un inmunizante efectivo y el consentimiento para la vacunación de gran parte de la humanidad, se une un desafío más prosaico. ¿Cómo llegará esta solución a cada rincón del planeta?

Dado que se espera que las primeras autorizaciones de uso de emergencia para las vacunas COVID-19 sean efectivas en el último trimestre de 2020, los proveedores de logística se enfrentan al desafío de establecer rápidamente cadenas de suministro médico para administrar más de diez mil millones de dosis en todo el mundo.

Actualmente, se están desarrollando y probando más de 250 vacunas en siete plataformas. Dado que las vacunas COVID-19 han superado las fases de desarrollo, es probable que se impongan estrictos requisitos de temperatura (hasta -80 ° C) para ciertas vacunas para garantizar que su eficacia se mantenga durante el transporte y el almacenamiento. Esto plantea nuevos desafíos logísticos para la cadena de suministro médico existente que distribuye de manera convencional vacunas a 2 – 8 ° C.

En el documento, DHL evalúa cómo el transporte de vacunas como un producto altamente sensible a la temperatura puede manejarse de manera efectiva para combatir la propagación del virus. El alcance de esta tarea es inmenso: para proporcionar una cobertura global de las vacunas COVID-19, se requerirán hasta 200.000 envíos de palés y 15 millones de entregas en cajas de enfriamiento, así como 15.000 vuelos en las diversas configuraciones de la cadena de suministro.

Para iniciar el diálogo entre los diferentes actores y mejorar la resiliencia ante una pandemia en la logística de suministros médicos, DHL ha desarrollado un marco para la cooperación de las empresas de logística con las autoridades, los políticos, las ONG y la industria de las ciencias de la vida.

El marco ayuda a establecer medidas para garantizar las cadenas de suministro más estables y seguras posibles. Además de un plan de respuesta a emergencias, esto incluye una red de asociaciones, una sólida infraestructura logística física y transparencia en la cadena de suministro habilitada por TI.

Por último, debe establecerse una unidad de respuesta con un mandato claro para implementar todas las actividades críticas con poca antelación.

Fuente: https://logistica.cdecomunicacion.es/

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*