Fenadismer convoca una huelga indefinida a partir del 8 de junio

Fenadismer convoca una huelga indefinida a partir del 8 de junio

La Asamblea General Extraordinaria de Fenadismer, celebrada ayer en Madrid, acordó por unanimidad la convocatoria de un paro nacional indefinido a partir del 8 de junio a las 24 horas como consecuencia de la situación de crisis que atraviesan las empresas de transporte de mercancías por carretera y, en especial,  los transportistas autónomos y microempresas, que viven una situación de quiebra económica ante la subida incontrolada y vertiginosa de los precios del gasóleo, al no ser capaces de repercutir los incrementos de costes en los precios que perciben los transportistas por los servicios que prestan a sus clientes. El presidente de Fenadismer, Julio Villaescusa, insta al Gobierno a que desarrolle una normativa homóloga a la que  ya existe en Francia, Bélgica e Italia que impida el dumping estableciendo unas tarifas mínimas que permitan cubrir los costes de explotación de los vehículos de transporte. Asimismo, la asociación pretende que se sancione a todo aquel trabajador o empresa que trabaje a pérdidas.
 “Cualquier asociación o transportista que se quiera sumar a la medida será bienvenido para buscar el mayor consenso posible.” Villaescusa entiende que lo que pide Fenadismer es completamente posible porque sólo depende que el Gobierno promulgue una norma que  establezca un tipo infractor “capaz  de impedir que el dumping se siga dando en las condiciones tan lamentables con sucede ahora”. Afortunadamente, indica Villaescusa,  “ahora hay más asociaciones, dentro y fuera del Comité Nacional, que están en perfecta sintonía con nosotros y no nos ocurrirá los mismo que en 2005, donde las maniobras de cierta asociación provocaron que nos hiciesen entre todos una pinza y nos  quedásemos en soledad, porque todo iba para arriba y no había que preocuparse por las vacas flacas”. Según Fenadismer se da un tiempo razonable para que se tomen medidas y se pueda trabajar con garantías legales.

Reunión del transporte catalán
Mientras en Madrid los pequeños y medianos transportistas convocaban este paro, en Barcelona se reunió el transporte catalán para analizar la situación. Según ha sabido El Vigía, sus representantes han pedido una reunión urgente con el conseller Joaquim Nadal para plantearle soluciones al plan de inspecciones, el céntimo sanitario o el baremo sancionador, entre otras cuestiones.

Los transportistas catalanes se mostraron muy preocupados ante la crisis que afecta al sector, aunque descartaron cualquier medida de fuerza, agravada por la imposibilidad de repercutir el alza de sus costes en las facturas a sus clientes. El diagnóstico, según los representantes del  transporte en Cataluña, es que existe un exceso de oferta y que, ante esta situación, es casi imposible repercutir los costes. Por esto, los transportistas catalanes acordaron impulsar, a nivel nacional, que se frene las autorizaciones del transporte, actuación que permite en determinadas circunstancias la ley, recogida en la Ley de Ordenación del Transporte Terrestre (LOTT) y que, de forma paralela, se incentive más y mejor el abandono de la actividad. Sólo equilibrando la oferta y la demanda se podrán repercutir costes, según los transportistas catalanes.

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.